27Marzo2017

Guia para la ciudadania Como hacer desde que ha cumplido los dieciocho años a los 19 años (en el Municipio)

Como hacer desde que ha cumplido los dieciocho años a los 19 años (en el Municipio)

Quien nace en Italia de padres extranjeros tiene mayores oportunidades para convertirse en ciudadano italiano, pero tiene solo un año de tiempo para poder aprovecharlas.

Según la ley italiana quien nace en Italia de padres extranjeros no obtiene automáticamente la ciudadanía italiana y mantiene la ciudadanía de sus padres hasta que cumpla la mayoría de edad.  

Veamos en detalle el procedimiento legal que debe seguir un aspirante ciudadano italiano nacido en este país de padres extranjeros.

Al cumplimiento de los 18 años de edad
La ley italiana sobre la ciudadanía n. 91/92 establece que el extranjero nacido en Italia, que ha residido legalmente sin interrupción hasta la mayoría de edad en el territorio, se convertirá en ciudadano italiano si declara que desea adquirir la ciudadanía de Italia dentro de un año de esa fecha (artículo 4, par. 2 Ley 91/92).

Esto significa que el ciudadano extranjero nacido en Italia y desde siempre regularmente residente puede solicitar la ciudadanía italiana entre los 18 y 19 años, presentándose al Funcionario del registro Civil de la Ciudad de residencia. La ciudadanía, en este caso, se concede por el beneficio de la ley, por lo que es posible llegar a ser ciudadanos italianos con una simple declaración que se hará  al Funcionario encargado antes de cumplir 19 años de edad.  La Oficina del Registro Civil, una vez que ha verificado los requisitos,  procederá a la inscripción del nuevo ciudadano en los  Registros, solo después del juramento de lealtad a la República Italiana, con el cual se concede la nacionalidad italiana al ciudadano interesado.

Documentación que se debe presentar:
1. Recibo del pago de la cuota de 200€ en la cuenta corriente  809020 a nombre del Ministerio del Interior (ver fac-simile)
2. Pasaporte válido.
3. Copia completa del acta de nacimiento del solicitante (ver fac-simile)
4. Permiso de residencia: en caso de interrupciones en el permiso de residencia, el solicitante podrá presentar documentos que justifican su presencia constante en Italia (por ejemplo, certificado escolar, médico y de otro tipo);
5. Certificado histórico de residencia. En caso de inscripción  tardía de nacimiento del menor, al Municipio italiano se debe presentar la documentación que certifique la estancia del menor en Italia durante el período anterior a la inscripción del nacimiento (por ejemplo, certificados médicos).
El período de residencia legal debe ser demostrada desde el nacimiento en Italia a través del certificado histórico de inscripción que expide el registro y la posesión de un permiso de residencia. A menudo sucede que los padres no han podido inscribir  en el Registro Civil a los hijos nacidos en Italia o han solicitado tarde su inclusión en los permisos de estadía. Fracasaría, por lo tanto, el requisito de residencia legal ininterrumpida desde el nacimiento hasta la mayoría de edad, perjudicando  el derecho a presentar la solicitud.

Por estas razones, el Ministerio del Interior, para facilitar las solicitudes de reconocimiento de la ciudadanía, con la circular K64.2/13 del 7 de noviembre de 2007, invita a los funcionarios del registro Civil a evaluar con elasticidad el requisito de residencia ininterrumpida; es decir, que en caso de interrupción de la residencia legal o retraso en la inscripción de nacimineto deben ser evaluados, como prueba de permanencia en el territorio italiano, también los certificados médicos (por ejemplo, certificados de vacunación o servicios médicos), certificados escolares o cualquier otra documentación. Por desgracia, algunos municipios siguen negando la ciudadanía a aquellos que tienen un "hueco" en el período de residencia, a pesar de la circular K64.2/13 del  7 de noviembre de 2007.  En relación con esto, las opiniones de los jueces son siempre favorables en este caso, con el resultado de que los rechazos de los Comunes son considerados ilegítimos.

Además, para facilitar el acceso a la ciudadanía, el 6 de noviembre de 1996, el Consejo de Estado emitió el Dictamen 940/1996 en el que declaró que la ausencia o la inscripción tardía de la residencia a nombre del menor, no pueden ser  consideradas perjudiciales para  la adquisición de la ciudadanía, en el caso que se comprueben las siguientes tres condiciones:

a)    el nacimiento del menor en Italia, haya sido legalmente y de manera oportuna inscrita en el Registro Civil, aunque si sólo por motivos anagráficos (acta de nacimiento);

b)    Que los padres resultaban legalmente residentes en el momento del nacimiento del menor y que sean en poseso de un permiso de residencia en vigor  y sean registrados como residentes;

c)    Que la condición de residencia y estadía de los padres se ha mantenido durante todo el período considerado, al menos hasta que el menor haya adquirido un permiso de residencia autónomo.

¡Advertencia! Tenga en cuenta que algunos países no permiten la doble nacionalidad. Es aconsejable que consulte con su Consulado si con el reconocimiento de la ciudadanía italiana no pierde la ciudadanía de  origen. 
Los reglamentos normativos utilizados en la elaboración de esta guía son en la Ley  sobre la ciudadanía italiana del 05 de febrero 1992 n.91.